lunes, 21 de octubre de 2019

Fin de Semana en el Parque Nacional Acadia

Fin de Semana en el Parque Nacional Acadia

Nuestra visita al Parque Nacional Acadia fue durante el puente de Columbus Day, una época preciosa para visitar este parque en pleno otoño, aunque nosotros tuvimos un clima perfecto en cuanto  temperaturas, pero con lluvias intermitentes que nos estropearon un poco la visita.

Además y aunque octubre es un mes popular para poder disfrutar del cambio de color en las hojas, también empieza a estar menos masificado que durante el verano y se puede visitar con más tranquilidad.

Ya escribí sobre nuestro puente de Columbus Day en general, como lo planificamos y el alojamiento que reservamos. Si aún no habéis leído estas entradas, podéis hacerlo pinchando en los siguientes enlaces:

🍂  Acadia y la Costa de Maine en Columbus Day

  Cabañas Rurales Turísticas cerca de Acadia en Maine

O la anterior entrada con información más general sobre el Parque Nacional Acadia:

🌄 Parque Nacional Acadia en Maine

En esta entrada me voy a centrar en escribir sobre nuestra experiencia personal en este parque nacional, el itinerario que hicimos con los puntos más importantes que visitamos y también otros aspectos del viaje como el gastronómico, que ya sabéis que es mi especialidad.

Para comenzar, nosotros decidimos comprar el pase para un coche por $30, que nos daba acceso al parque durante siete días a todos los ocupantes, en nuestro caso éramos cuatro personas adultas.

La decisión de poder entrar con nuestro propio coche, es en principio la más cómoda y económica para poder visitar el parque, aunque puede ser más una carga que una ventaja, debido a la saturación con la que nos lo podemos encontrar en algunas fechas.

Nosotros afortunadamente no tuvimos problemas de aparcamiento, ni tuvimos que soportar colas, excepto una espera de unos minutos para poder aparcar junto al faro, Bass Harbor Head Lighthouse.

Bass Harbor Head Lighthouse en el Parque Nacional Acadia

En el caso en el que la visita coincida con una de las fechas más populares, quizás sea más práctico dejar el coche y hacer uso del transporte público y gratuito que recorre el parque.

Más información pinchando en el siguiente enlace:

🚌  http://www.exploreacadia.com

Nosotros comenzamos ya con nuestro pase comprado previamente, dirigiéndonos temprano al Hulls Cove Visitor Center.

📍 Dirección: 

25 Visitor Center Rd, 
Bar Harbor, ME 04609

Hulls Cove Visitor Center en el Parque Nacional Acadia, Maine

Aparcamos el coche allí mismo en el amplio parking y desde allí subiendo 52 escalones, llegamos al Centro de Visitantes donde nos imprimieron el pase y también nos informaron sobre nuestras dudas y nos hicimos con un mapa.

También allí nos podemos informar sobre los diferentes programas que llevan a cabo los rangers, como tour en bicicleta, bus, barca u otras actividades tanto para adultos como para niños.

Hulls Cove Visitor Center en el Parque Nacional Acadia, Maine

Para consultar estas actividades podéis pinchar en el siguiente enlace:

🚲  https://www.nps.gov/acad/planyourvisit/things2do.htm 

Nosotros preferimos ir por libre y explorar el parque a nuestro ritmo, sin planificar nada e improvisando según nos apeteciese en el momento o según nos lo permitiese la lluvia.

Una vez que salimos del centro de visitantes, nos dirigimos a realizar nuestra primera actividad, subir hasta la cima de Cadillac Mountain.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

El sendero no es nada complicado y es imposible perderse, ya que está bien señalizado y el camino está marcado por el paso de otras personas, así que no tiene ninguna dificultad.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

El clima más fresco de octubre nos ayudó a la hora de caminar más cómodos y aunque nos cruzamos con algunos senderistas, prácticamente tuvimos el sendero hasta la cima para nosotros solos.

Subiendo a Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

No nos llovió nada, parece que la lluvia nos concedió una tregua para realizar nuestra mañana de senderismo y poder disfrutar de las vistas desde el punto más alto de la costa norte del Atlántico de Estados Unidos.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

A pesar de que no es necesario estar en forma para subir, de nuestro grupo de cuatro, la mitad se quedó atrás diciendo que iban a morir. Aquí podría contar muchas anécdotas, pero creo que se quedarán para el recuerdo en privado 😜

Finalmente llegamos, al menos nosotras dos y nos entretuvimos unos minutos en ver las vistas y hacer fotos del paisaje.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Demasiado tarde para disfrutar del amanecer desde la cima de Cadillac Mountain, aunque yo ya había podido hacer algunas fotos en el lago junto a la cabaña en la que nos alojamos.

De todas formas son unas vistas impresionantes, desde donde podemos ver la costa con todas las pequeñas islas cercanas.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Los bosques desde arriba con esos colores tan llamativos verdes, rojos, amarillos y naranjas que parecen irreales.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Allí en la cima había más gente, mucha había llegado en coche o en autobús por la carretera que forma parte del Park Loop Road.

Cima de Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Carretera hasta Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

También había varios carteles con información sobre las vistas que nos encontramos y Cadillac Mountain en general.

Vistas desde Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Después de unos minutos y cuando ya estábamos pensando en comenzar a comer, "casualmente" nosotras dos llevábamos la comida, el pan y embutido español, además de snack y frutos secos, vimos aparecer al resto del grupo.

Nos dijeron que subieron andando cuando se dieron cuenta de que nos habíamos llevado la comida y ellos no llevaban nada, pero se quedará como un misterio sin resolver, porque me cuesta trabajo creer que lo consiguieran y que además tardaran tan poco en subir.

¡Confesad cómo llegasteis!! Yo imagino que encontraron la carretera de alguna manera y subieron a algún autobús.


Fuese como fuese, llegaron, comimos todos y volvimos a bajar andando, no sin quejas del medio grupo que otra vez iba muriéndose, pero esta vez hicimos el camino todos juntos. En total son unas dos horas para subir y otras dos para bajar, quizás un poco más, dependiendo de la velocidad a la que vayamos y de lo que paremos para disfrutar del paisaje.

Durante el sendero vimos varias ardillas e insectos, pero no vimos otros animales.

Fauna de Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

En cuanto a la vegetación vimos algunos frutos salvajes y también varios tipos de setas.

Flora de Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Flora de Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Flora de Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Flora de Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia, Maine

Una vez que llegamos al coche nos fuimos hacía Jordan Pond, que está a unos 15 minutos. Allí hay aparcamientos en la zona y lo primero que hicimos fue dirigirnos al Jordan Pond House.

Cartel del Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia, Maine

En esta edificio nos encontramos con los servicios, una tienda, una terraza mirador y un restaurante.

Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia, Maine

Lo primero si el servicio no es una prioridad con mucha urgencia y no tenéis reserva, es ir a intentar conseguir una mesa en el restaurante. Es muy popular y aunque durante nuestra visita no nos encontramos con mucha gente en el parque, parecía que estaban todos allí metidos, pero afortunadamente nos dieron una mesa después de esperar un buen rato.

Mientras esperábamos por nuestra mesa sin reserva, aprovechamos para ir al servicio e inspeccionar el edificio.

La tienda de recuerdos es amplia y está llena de artículos típicos de Acadia y de Maine.

Tienda de Regalos de Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia, Maine

Destaca toda una sección con ingredientes y utensilios para poder cocinar en casa los famosos popovers que sirven en el restaurante.

Tienda de Regalos de Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia, Maine

Además, también tienen algunos carteles informativos donde explican términos como "Rusticators", que era como los locales llamaban a los primeros turistas que comenzaron a aparecer por la zona a mediados del siglo XIX.

Carteles en la Tienda de Regalos de Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

También llamó mi atención un cartel junto a unas piedras con información sobre los Cairns, un término nuevo que nunca había visto antes, aunque curiosamente sabía lo que era, aunque sin conocer su nombre.

Carteles Informativos sobre los Cairns en el Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

Haciendo senderismo por aquí, es común encontrarse con montones de piedras colocadas unas sobre otras y al parecer eso tiene un nombre, cairns y no es algo exclusivo de aquí, ya que se puede encontrar en muchas otras partes del mundo.

Cairns en Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia

Al parecer pueden tener varios significados, incluidos algunos espirituales, pero normalmente marcan el camino a seguir en un sendero.

En Estados Unidos los parques nacionales tienen diferentes políticas sobre estos conjuntos de piedras. Concretamente en Acadia, son mantenidas por el personal del parque como señales para indicar el camino correcto en los senderos y evitar que la gente se salga de ellos y dañe el entorno natural.

Además en este parque tienen un significado histórico y hasta un estilo con nombre propio, se trata del Bates Cairn.

Cairns en Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia

Este estilo es conocido con el apellido de Waldron Bates, un bostoniano conocido por su contribución a la creación de los mapas de los senderos de Acadia, que comenzó a usar este estilo en los cairns que colocó en este parque.

Cairns en Cadillac Mountain en el Parque Nacional Acadia

Una vez que nos sentaron en nuestra mesa, nos decidimos por hacer una merienda y probar los popovers y otros postres de la carta.

Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

Lo más popular son los popover y ya queda claro en la carta, ya que hay varios menús que incluyen este bollo.

Nosotros pedimos un menú con un popover y una bebida especial para cada uno, en mi caso fue limonada de arándanos.

Specialty Beverage and Popovers $12.00
includes lemonade, blueberry lemonade, blueberry soda, root beer, hot chocolate, chai (hot or iced) or cappuccino

Popovers del Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

Limonada de Arándanos del Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

Y para compartir pedimos otros postres:

Flourless Chocolate Cake $8.50
with wild berry coulis

Flourless Chocolate Cake del Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

Maine Blueberry Crisp $8.50
with a scoop of ice cream, topped with buttermilk and wildflower honey

Maine Blueberry Crisp del Jordan Pond House en el Parque Nacional Acadia

La carta incluye también varios platos típicos de Nueva Inglaterra como el Lobster Roll, podéis ver su carta pinchando en el siguiente enlace:

🍴 https://jordanpondhouse.com/jordan-pond-house/menus

Nosotros después de la merienda, decidimos aprovechar el poco tiempo de luz que nos quedaba para pasear por Jordan Pond.

Jordan Pond en el Parque Nacional Acadia

Este sendero que rodea el lago es mucho más sencillo y merece mucho la pena pasear por allí y poder disfrutar de las vistas de las aguas cristalinas del lago.

Jordan Pond en el Parque Nacional Acadia

Sendero junto al Jordan Pond en el Parque Nacional Acadia

No está permitido el baño, aunque durante nuestra visita en octubre tampoco es que tuviésemos ninguna intención de nadar allí.

Jordan Pond en el Parque Nacional Acadia

Jordan Pond en el Parque Nacional Acadia

Después del paseo ya nos quedamos sin luz, así que nos dirigimos a nuestras cabañas donde teníamos planeado hacer barbacoa para cenar.

Fue una barbacoa junto al lago y bajo la lluvia, pero bueno, no nos podíamos quejar demasiado con la tregua que nos había dado durante todo el día.

Al día siguiente, el pronóstico de lluvia era bastante peor, así que en principio nos fuimos a desayunar y visitar Bar Harbor.

Barco en el Puerto de Bar Harbor, Maine

Bar Harbor es una pequeña población costera, pero es muy turística, así que la oferta gastronómica es amplia.

Calle Principal de Bar Harbor, Maine

Nosotros decidimos hacer desayuno-brunch en una de las cafeterías más populares, Cafe This Way y con nuestro plan de ir sin planes, otra vez sin reserva, así que nos tocó esperar, pero pudimos conseguir mesa.

📍  Su Dirección es:

14 Mt Desert St, 
Bar Harbor, ME 04609

Cafe This Way en Bar Harbor, Maine

Esta cafetería restaurante tiene una variada carta con platos tradicionales de Nueva Inglaterra, especialmente de Maine, en el que destacan los pancakes de arándanos y los platos con langosta.

Nosotros pedimos algunos de los más populares.

Huevos con Langosta en el Cafe This Way en Bar Harbor, Maine

Tortitas con Arándanos en el Cafe This Way en Bar Harbor, Maine

Brunch en el Cafe This Way en Bar Harbor, Maine

Después de comer empezó a diluviar, así que aprovechamos para curiosear un poco por las tiendas de la calle principal de Bar Harbor.

Comercios de Bar Harbor, Maine

Cuando la lluvia empezó a parar nos fuimos a seguir descubriendo un poco más del Parque Nacional Acadia.

Nos dirigimos a visitar el único faro del parque, Bass Harbor Head Lighthouse, o al menos los exteriores, ya que no está permitido acceder al interior.

Bass Harbor Head Lighthouse en el Parque Nacional Acadia

Tuvimos que hacer un poco de cola para poder aparcar el coche, pero la gente no suele estar mucho rato, así que la cola va andando rápido.

Este faro es uno de los más fotografiados de Maine, aunque no es fácil poder hacerlo por completo, ya que hay que andar por unas rocas para poder tener una buena vista y yo no os lo aconsejo.

Acantilados junto al Bass Harbor Head Lighthouse en el Parque Nacional Acadia

De todas formas merece la pena visitarlo y verlo aunque sea desde esta perspectiva.

Bass Harbor Head Lighthouse en el Parque Nacional Acadia

Después de dar una vuelta por la zona, decidimos ir a comer marisco a unos de los famosos Lobster Shacks que hay por la costa de Nueva Inglaterra.

Ya que estábamos allí, decidimos ir hasta Thurston's Lobster Pound, a unos 10 minutos en coche desde el faro.

📍 Su Dirección es:

9 Thurston Rd, 
Bernard, ME 04612

Thurston's Lobster Pound en Maine

Con un estilo y menú muy similar al resto de los Lobster Shacks que encontramos por la costa de Nueva Inglaterra.

Menú de Thurston's Lobster Pound en Maine

Allí pudimos disfrutar del marisco tan popular de Maine, pedimos langostas, almejas y mejillones.

Langosta de Thurston's Lobster Pound en Maine

Almejas de Thurston's Lobster Pound en Maine

Mejillones de Thurston's Lobster Pound en Maine

Lobster Roll de Thurston's Lobster Pound en Maine

Nosotros nos sentamos en una de las mesas de su terraza, que estaba cubierta por una carpa amarilla que no favorecía mucho para las fotos, pero nos dejaba observar el Atlántico y nos resguardaba de la lluvia y el frío.

Carpa de Thurston's Lobster Pound en Maine

Las vistas desde allí son bonitas, se encuentra en un pequeño puerto con barcas de pescadores, nada excepcional, pero sencillo y con encanto.

Vistas desde Thurston's Lobster Pound en Maine

Vistas desde Thurston's Lobster Pound en Maine

Vistas desde Thurston's Lobster Pound en Maine

Después del almuerzo volvimos a Acadia para nuestra última visita del parque, una última parada en Otter Point.

Otter Point en el Parque Nacional Acadia, Maine

Otter Point en el Parque Nacional Acadia, Maine

Otter Point en el Parque Nacional Acadia, Maine

Y un paseo en coche por el Park Loop Road en el que nos cruzamos con un ciervo.

Ciervo en el Park Loop Road del Parque Nacional Acadia

Volvimos a Bar Harbor para comernos un helado en una de las heladerías más populares de la zona, Mount Desert Island Ice Cream.

Helado de Mount Desert Island Ice Cream, Bar Harbor

Esta pequeña heladería local, vende helado artesano y se hizo aún más popular cuando los Obama decidieron visitarla para degustar sus helados.

Caricatura de la Visita de Obama en Mount Desert Island Ice Cream, Bar Harbor

Después de un pequeño paseo de noche por Bar Harbor, volvimos a nuestra cabaña a dormir y preparar todo para salir de vuelta a Boston a la mañana siguiente.

Fuente del Agamont Park en Bar Harbor

Decoraciones de Bar Harbor en Maine

El lunes volvimos tranquilamente visitando algunos de los pueblos con encanto que nos fuimos encontrando en el camino.

Ciervo en Rockport, Maine

Ciervos en Rockport, Maine

Paisaje en Blue Hill, Maine

Entre ellos, paramos en Camden, donde comimos, en Damariscotta, para poder ver el festival de calabazas y finalmente en Portland, donde paramos a tomarnos algo dulce y calentito para terminar nuestra última parte del trayecto de vuelta a casa en coche.

Paisaje de Camden en Maine

Almejas Fritas de una Cafetería de Camden en Maine

Paisajes de Damariscotta en Maine

Calabaza de Submarino en el Festival de Damariscotta en Maine

Calabaza de Pavo Real en el Festival de Damariscotta en Maine

Merienda en Portland, Maine

Merienda de Matcha Latte y Dulces en Portland, Maine

Y este es mi resumen del fin de semana de Columbus Day en el Parque Nacional Acadia.

¿Qué os ha parecido? ¿Conocéis Acadia? ¿Os gustaría visitar este Parque Nacional de la Costa Este de Estados Unidos?

No hay comentarios :

Publicar un comentario